Actividades en Córdoba Holística

abril 08, 2012

Benjamín Solari Parravicini

Este hombre singular, nació en la ciudad de Buenos Aires 8 de Agosto de 1898, artista plástico de renombre internacional debió su justa fama, sin embargo, a sus psicografías premonitorias. En la tranquilidad de su estudio donde dibujaba comenzó a recibir de una extraña forma, ideas que él esbozaba sobre el papel y que atribuía a la espontaneidad de la creación artística. Pero cual sería su sorpresa al comprobar que las ideas que había bosquejado eran proféticas, ya que al paso del tiempo se cumplían inexorablemente.

Así fue que, ante la sorpresa de familiares y amigos, comenzó a acumular una serie de dibujos que contenían profecías sobre el futuro del mundo y de Argentina en particular. Al principio descartó estas premoniciones y tiró muchos de sus dibujos.

Benjamín, o Pelón como le decía su familia, era protagonista de extrañas situaciones, como por ejemplo "adivinar" la ubicación de cosas o personas desaparecidas, pero fue en la década del '30 cuando comenzó a mostrar su verdadera habilidad. Una noche de 1938 despertó tembloroso, percibiendo un fuerte aroma a mar y algas en su habitación, al tiempo que oía una delicada voz femenina. Comenzó a escribir lo que esa voz le decía: que se estaba separando de la vida, que veía imágenes hermosas, y que "las algas le envolvían las manos como joyas muertas". Por fin, la mujer se identificó, y Pelón escribió un nombre, un lugar y una fecha: "Alfonsina Storni, Mar del Plata, Octubre de 1938". En ese mismo momento, la maravillosa poetisa se suicidaba a casi 450 Km de allí internándose en el mar.

Pero su más increíble faceta, ya se había manifestado desde 1936. Sus manos, sin ningún control de su parte, dibujaban y escribían cosas que con los años llegarían a tener un sentido desconocido para él: había empezado a recibir sus primeras psicografías.



Profundo católico, al principio no le dio mayor importancia a estos mensajes e incluso quemó varios de ellos, pero ya no pudo detenerse. Realizó más de 700 psicografías compuestas por un dibujo acompañado de un pequeño mensaje a modo de explicación, y la mayoría de ellas se destacan por su gran exactitud abarcando todos los temas. Entre los años 1971 y 1972, poco antes de su muerte don Parravicini volvió a dibujar centenares de psicografías.

Más allá de creencias, y de si este hombre escribía profecías o no, debemos de reconocer su gran habilidad para explicar a través de frases concretas, episodios del futuro. Algunas de sus psicografías, se anticiparon a grandes sucesos históricos, y también otras que aún no se han cumplido, y merecen tenerse en cuenta.

No podemos olvidar mencionar que muchas personas han lucrado con la imagen de Parravicini y se han engordado sus bolsillos, y aún lo siguen haciendo. Bajo dicho objetivo alteran los contenidos o se autoproclaman "discípulos" de Parravicini, manoseando y desvirtuando la verdadera finalidad de esta persona, que debemos reconocer ha tenido un don especial.

Parravicini, como practicante de la religión católica, denota una clara intención y llamado a la caridad, a la paz y amor al prójimo, como pilares fundamentales del ser humano. Darse al otro, para poder "ser". Más allá de sus "profecías" o "vaticinios" realizados en sus psicografías, su principal mensaje es ese, vivir amando al prójimo.

Fuente:
Adaptación de la investigación de Patricio Mendiondo, exclusivo para "El Malvinense". ( http://www.malvinense.com.ar )

Interesados en contactarse con un grupo dedicado a la divulgación e interpretación de las profecías de Benjamín Solari Parravicini, escribir a: Martha Núñez: marthu422000@yahoo.com.ar